Skip to content

Mi Existencialismo

6 diciembre, 2010

Este es un texto que ya tiene varios años (es del 23/04/02), pero que de todas formas quiero compartir, no porque considere que tiene algo de valioso, sino porque me gustaría que alguno se tome la molestia de pensar también sobre esto si no lo hizo aun. Y por supuesto, compartir opiniones conmigo.

MI Existencialismo.

 

  1. La filosofía debe ser vivida. Nunca me cuestioné las problemáticas antropológicas. Supongo que Jaspers tuvo razón cuando afirmó que las situaciones límites nos hacen empezar a hacer camino al andar. Lo que sigue es más un “diario de ruta” que un planteo sistemático de filosofía. Surge todo de la experiencia que se relata, con fecha incluida.
  2. 23/04/02. Hoy vi a un hombre a punto de suicidarse. Estaba parado sobre el lado del puente que ya no tiene protección, detrás de las barandas, con el vacío a sus espaldas, y se sujetaba sólo con una mano. Tres policías le hablaban, tratando de convencerle para que desista. No sé que le decían. Lo vi desde el colectivo, y fue muy  fuerte.
  3. Todo lo que aprendí en filosofía, en psicología, en sociología, etc. no puede decirme nada… ni a mí ni a ese hombre.
  4. El existencialismo calla, incluso Kierkegaard y Frankl. Camus no calla, pero lo que dice (o diría) es “absurdo”.
  5. Vi la expresión de su rostro: estaba a punto de llorar, nervioso igual que los tres policías. Miraba a sus costados como buscando algo, o quizá para distraer a los agentes. No estaba decidido a morir, pero tampoco a seguir con su vida.
  6. Daría lo que fuera por saber qué pensaba, qué decía (si es que hablaba), y también qué hizo. Tal vez mañana sepa cómo concluyó todo. Aunque para el periodismo sea sólo un caso más de suicidio en el puente general Belgrano.
  7. Hace unos días escribí en mi Diario que el Existencialismo se equivocó al no ver que no somos libres de nosotros mismos. Ese hombre me dio la razón.
  8. ¿Será creyente? ¿lo tuvo en cuenta en ese momento? ¿eso lo salvó? Tantas cosas por saber y tan poco tiempo…
  9. ¿Qué le hubiera dicho yo? ¿habría dicho algo?. No sé.

10.  Pensó quizá que su vida no tenía sentido. Quizá que la vida no tenía sentido. Quizá ni lo pensó. Todo es hipótesis. No hay certezas. Ni una. ¿Es la muerte una certeza? ¿lo es realmente? ¿lo era para él? ¿o sólo era una, la solución?

11.  “Responder a la vida…” fue un trabajo mío, para la cátedra de Antropología Filosófica. Incluso hasta creo que creí lo que escribí en ese momento. Es gratificante creer que somos libres, y que todo se reduce a la voluntad. Pero somos impotentes no ante la vida, sino ante nosotros mismos.

12.  ¿Para qué vivir? Dicen por ahí que la vida es sueño. Algo cambió dentro de mí hoy. No puedo pensar ni leer nada sin que se me presente el rostro de ese hombre.

13.  La vida es sueño, pero no podemos despertar a voluntad, porque la voluntad es una quimera, igual que la idea de “yo”.

14.  ¿Qué pensaba mientras subía el puente? ¿mientras levantaba la pierna sobre las barandas? ¿cuando vio el río?. ¿se arrepentiría al caer? ¿se arrepintió antes? ¿se arrepintió o se arrepentirá mañana de no haberse arrojado? ¿hubiera sido, o será capaz de matarse por otros medios? ¿lo volverá a intentar? ¿lo sabe él? ¿lo sabe alguien? NO.

15.  Si ese hombre hubiera tenido la posibilidad de cambiar algo de la vida. ¿qué habría elegido? ¿cambiar algo o cambiar él? Si eligió vivir, ¿podrá vivir con su decisión hasta su muerte? ¿no se reirá de ella?

16.  “La vida saca lo mejor de nosotros”. Siempre pensé eso. Pero ni toda una vida, ni siquiera la eternidad nos hace perfectos, porque la vida no depende de nosotros. Mi vida sigue su curso, y seguiría aunque él se haya matado. Pero yo no pude ser indiferente. Ese hombre se robó parte de mis convicciones. Ahora soy más humano que antes. ¿demasiado humano, quizás?

17.  Sólo sé una cosa: ahora debo decidir, cargar con él y conmigo en cada momento. Y sé algo más, quizá la base de mi propia filosofía. Sus dos claves son:

18.  NO SOMOS LIBRES DE NOSOTROS MISMOS.

19.  NO SE TRATA DE DARLE SENTIDO A “LA” VIDA, NI SIQUIERA A “NUESTRA” VIDA; Y TAMPOCO DE “RESPONDER A LA VIDA”. SÓLO SE TRATA DE DARNOS SENTIDO A NOSOTROS MISMOS.

Anuncios

From → Personales

One Comment
  1. aldana permalink

    Son pocas las personas que son directores de su propia vida y destino….yo lo admiro a usted por expresando y narrando esto como tantas cosas,esta en más decir que tiene el privilegio de dirigir su vida… gracias por estos aportes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: